Vinxent Myothisnight Pendragon

Ir abajo

Vinxent Myothisnight Pendragon

Mensaje  Vinxent el Miér Jul 08, 2009 11:27 pm

Saludos!

Mi nombre es Vinxent Myothisnight Pendragon, pero podeis llamarme Vinxent. Algunos ya me conocen en la hermandad y otros quizas solo me conozcan de oidas,

Seguramente espereis una historia intepridante e interesante de mi vida pero... no la tengo. Fui hijo de una familia noble, si, fui. Me crie hasta los 5 años entre la nobleza, en la cual intentaban inculcarme balores burocraticos sobre la diferencia de clases y la plebe, unos valores que nunca llegue a aceptar. Mi padre fue un mago poderoso tanto en bienes materiales como en poder mágico y mi madre, con ser mi madre tenia mas que suficiente. Una mañana, la cual no olvidare jamás, el dia de mi 5º cumpleaños, un grupo de guerreros que vestian unas armaduras negras, intimidatorias con pinchos, ondeando un tabardo con una calavera, arraso mi casa con todo lo querido para mi... Durante el ataque me escondieron en una habitación oculta en la cual solo podia pasar mi padre a traves de un portal.

Me quede alli durante dias subsitiendo de comida mágica previamente preparada con anterioridad para casos de emergencia... Cuando deje de llorar, decidi que era el momento de hacerse fuerte y cogi todo recuerdo que quedaba de mi casa, un cuadro y un libro cerrado con una llave.

Vagué por lugares inospitos viendo nada mas que muerte, pobreza, desolacion... por algun extraño motivo en el camino no encontre mounstruo alguno, y los viajeros con los que me cruzaba simplemente me ignoraban... hasta que un dia, llegue a Villanorte, alli una familia me acogio y me otorgo el cariño del que carecí durante tanto tiempo.

Pasaron los años y alli estaba, un simple aldeano el cual tenia que correr cuando a los deifas les apetecia, viendo como de vez en cuando algun guardia caia herido sin poder hacer mas que uir para salvar la vida. A mi 16º cumpleaños marche de mis padres adoctivos y comence el camino de Sacerdote. Yo queria poder, el poder de ayudar a los demas.

Dejando atras mi vida fui creciendo en el sendero del destino, el cual me guardaba aventuras, peligros... me encontre con Damlotherot, un paladin que me acogio en su pequeña hermandad en la cual di todo lo que pude, otorgandome este un alto rango y dandome vivienda dentro de Ventormenta. Alli me ascendieron a sumo sacerdote a una edad temprana ya que segun ellos "tenia lo suficiente para serlo".

Conoci muchos personajes curiosos que me ayudaron, apoyaron y me ofrecieron su amistad hasta el punto que nunca podria olvidar. Me hice un curioso amigo por cartas, que se hacia llamar Gangrel, era algo reservado y no contaba mucho de el, pero siempre tenia un aire amabre para ser un elfo nocturno ya que habia oido que son algo serios. Tambien conoci a Agtarot en alguna de mis aventuras, valiente paladin el cual no le importaba ayudar, y tampoco pedir ayuda.

Con el tiempo, personas importantes de la hermandad fueron seducidas por el alto status y se fueron a Leyendas, nuestra hermandad disminuyo a tal punto que tuvimos que dejarnos absorver por los Gerreros de Azeroth en los cuales, nunca encage bien. Me entere que mi gran amigo Gangrel tambien subio alto, segun oi, de los mejores druidas de todo Azeroth, pero su hermandad sucumbio ante un problema y este la dejo, sin rendirse, fundo los Demonios de Sangre, antagonistas a su hermandad anterior.

Me ofrecio hermandad y hace poco que estoy en ella, la gente es solidaria, amable y con buen humor, los cuales me aceptaron con los brazos abiertos. Yo me encuentro entre los altos cargos, un grupo limitado de personas que ayudamos a Gangrel y a toda la hermandad a emerger entre las demas.

Como veis mi vida no tiene nada que ver de como empezo a como esta ahora, pero eso no quiere decir que vaya a olvidarla...he crecido, y me he dado cuenta de 2 cosas : Aquel cuadro es un retrato mio de hace 400 años, y aquel diario demasiado antiguo esta firmado por mi, Gangrel a intentado ayudarme pero no sacamos nada en concreto, quizas mi padre tubiera las respuestas...o aquellos caballeros negros supieran algo, en todo caso, espero no haberos aburrido con mi historia y ya sabeis que me teneis a vuestra disposicion.









Y sin llegar a saberlo... los pobres que buscan alcanzar el poder no se dan cuenta que es el peor error que pueden cometer para sus insignificantes vidas... ¿ La verdad o la infelicidad ?
Recuerda... una vez hayas firmado nunca mas podras saborear la ignorante felicidad humana...

No se porque pregunto pues la mayoria de los humanos que buscan poder van a quedar siempre cegados por él...

Vinxent - Demonio Balor
avatar
Vinxent
Fantasma
Fantasma

Mensajes : 12
Fecha de inscripción : 24/06/2009
Edad : 31
Localización : Ciudad Real

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.